Mercedes Oviedo será mamá durante el pico de la pandemia

Mercedes Oviedo (36) a fines de juniodará a luz a su primer hijo. Si bien no hay precisiones, algunos especialistas sostienen que, en ese momento, se dará el pico de la pandemia de Covid 19.

La actriz recibirá al varoncito que cambiará su vida y la de su papá, Mauricio, especialista en marketing y relaciones públicas de marcas, que aún no tiene nombre elegido

En el barrio de Palermo, donde vive y donde también comparte los días con sus dos perros, la morocha evita salir a la calle, salvo una vez al mes para control con el obstetra o cumplir con estudios médicos de rutina. Y lo hace siguiendo el protocolo de todas las precauciones que incluyen ponerse tapabocas, ir sola y respetar, a rajatabla, el horario de los turnos, para no cruzarse con mucha gente

“Una vez que le cortan el cordón umbilical al bebé, extraen las células madre”

Mercedes y su pareja también tomaron una decisión importante para el futuro de su hijito: resguardar las células madre.

“Es un proceso muy simple durante el parto, que se guarda para toda la vida. Una vez que le cortan el cordón umbilical al bebé, extraen las células madre. Es importante y recomendable para quienes quieren y pueden”, compartió la futura mamá.

“Me encantaría hacer ciertas cosas, pero trato de no ser egoísta y pensar que hay gente que la está pasando mal y esperar que estas cosas tengan solución”

Cuando escuché eso (en referencia al pico de la pandemia en junio) me asustó y me generó malestar. Al principio tampoco se sabía demasiado respecto de embarazadas y bebés recién nacidos… Pero me puse a hacer charlas on line con obstetras y se me despejaron las dudas” aclaró la actriz.

Oviedo declaró, Traté de cumplir al pie de la letra con los métodos de prevención. Casi no salgo, del súper, la farmacia o a pasear a los perros se encarga mi novio”.

“Trato de no volverme loca con todo este tema del encierro, porque el bebé absorbe todo de la madre”

También destacó que “La tecnología nos da este contacto en este momento. Por videollamadas o Skype puedo ver a mis amigos, tomar unos mates virtuales y ponernos al día. Dejo que las cosas fluyan aunque me gusta estar preparada, sobre todo con esta situación que estamos viviendo,pero sin volverme loca porque el bebé absorbe todo lo que uno siente”.